jueves, 19 de abril de 2007

Pues de regreso a mi bella Ciudad, y aunque diga que de mi pueblo no salgo pues no es así. Después de mi experiencia, a causa de mi exilio, uno ve muchas cosas que no se da cuenta. Estuve en CanCún y si solo de trabajo porque el tiempo me apremio demasiado como para poder salir a la zona hotelera, sin embargo salíamo a comer con mis compañeros a los restarauntes de la avenida yaxchilán.

EL viaje estuvo entretenido y pues la empresa es una comercializadora de combustibles, que bien podría considerar para llevar un futuro como "gerente", jejeje.

Sin embargo el fin de semana me la pase un poco melancólico y tristón, y sí la ausencia de mi pequeño hijo, alxdr jr, me esta pegando demasiado más de lo que podía imaginar. Lo que siempre desee no lo tengo a mí lado. A menudo me pregunto por qué yo?, porque no puedo tener o ser un alma que me valga, porque mis sentimientos me hacen caer a un estado en la que no controlo, y no porque tome mis reacciones sino por mi amor hacia mi hijo. El pensar, como está?, como és?..... y muchas otras cosas más. Y si he pensado en ir hacia allá, y a pesar de no vivir con la mamá, estar con él. Para verlo crecer, apreciar todas esas bonitas etapas que me estoy perdiendo. A R ya no la amo, para que mentir lo que sentía por ella ya no existe. Se que podría verla a los ojos y se que no me afectaría en nada. Pero se que al irme no voy a cambiar nada, la relación entre R y yo, esta muy lastimada y tanto que mi presencia solo causaría más daño en mi hijo, por muchos desprecios.

Se que ya perdí en muchas cosas el estar con mi hijo, sin embargo cada día que pasa el amor que siento hacia él, es algo inexpicable, que día a día crece y crece. Se que cuando lo vuelva a ver, me quedaré tan impactado como aquel día en que lo ví nacer.

Ahora solo queda en mí, seguir luchando día a día, para tratarle de ofrecer lo mejor.

;)

En la oficina escuachando a GNR

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal